Sí, así decidí votar

Hoy es el día en que elegiremos, entre otros cargo, al futuro presidente de la república. Mucho se ha argumentado sobre el voto razonado o las virtudes de cada candidato. No pretendo descalificar este tipo de ejercicios, por el contrario me sumo  desde este espacio. Por eso adelanto que mi voto es por el proyecto que considero más cercano a mis ideales y mi forma de ver los problemas de este país y sus soluciones. Aquí el porqué me inclino a votar por uno y no por algún otro.

Primero, empezaré por señalar que la alternancia partidista desaprovechó la oportunidad de ser el cambio. Probablemente habrá quien diga que después de 70 años es difícil modificar algo: error. Por un lado, aquellos que criticaron al PRI (Fox y el resto del PAN) vendieron la idea del cambio al alejarse de las viejas prácticas del partido hegemónico, pero no mostraron distanciarse de manera radical: véase, por ejemplo, el intento de desafuero a AMLO, que mostró ser una “jugada” política; o véanse los negocios turbios de los familiares cercanos del entonces presidente. Hoy, como en muchas otras decisiones, Fox muestra su incongruencia cuando apoya a EPN. El representante de esa alternancia apoya al partido que, desde su propia convicción, habría que sacar del poder.

Por el lado de la actual candidata del PAN, JVM se pretende mostrar la idea de diferente: probablemente lo sea en algunos aspectos, pero su cercanía con el gobierno de Calderón (y la reciente propuesta de incluirlo en su equipo de trabajo) poco hizo para la crítica sustentada del gobierno al que sirvió. Los hechos muestran que no es tan diferente: la campaña negativa contra AMLO y EPN, repiten el esquema en el que se baso la campaña de Calderón: “AMLO, un peligro para México”. Hoy, en los más recientes spots de la candidata del PAN se utilizan videos y audios con ediciones tramposas sobre un discurso que saca de contexto lo dicho por AMLO; EPN también fue objeto de “crítica” con spots mentirosos.

La crítica al PRI se presenta por otro lado. Es bien sabido que se presenta a este PRI como el de otros años, del viejo régimen. Sin duda, al escuchar a EPN señalar que en el caso Atenco se llevó a cabo dentro de lo que marca el derecho no puede ser tomado muy en serio, específicamente porque se documentaron casos de violencia extrema y abusos sexuales y se emitieron recomendaciones que van en el sentido de condenar el uso ilegítimo de la fuerza, entre otras. Además, se ha documentado que gobernadores del PRI  han mostrado vínculos con el crimen organizado, haciéndose de enormes fortunas a través del enriquecimiento ilícito: en esto parece no haber mucha diferencia con el régimen viejo al que se hace alusión.

Por otro lado, la aparición del #yosoy132 representó un momento clave en las campañas políticas. Y aquí también existe una crítica al PRI, ya que sus dirigentes se inclinaron por condenar la actuación de los jóvenes al grado de pretender que se les investigara; esto llevó a que EPN se negara a debatir fuera de un entorno “favorable”, i.e. en donde no hubiera garantías para este. Pero en una democracia no siempre se obtiene la mayoría absoluta, en ese caso cómo gobernaría el hoy candidato. El debate siempre es bienvenido en democracia, pues evidencia la habilidad del que debate para argumentar y enviar un mensaje a quien pretende gobernar. Sin embargo, las respuestas de éste siempre fueron spots, como los que vimos y escuchamos durante tres meses.

Pero ¿por qué votar por AMLO?

Empezaré por señalar que no tengo coincidencia en todos los puntos con AMLO y he hecho una crítica a su política económica. Por otra parte, difiero en la posición mostrada respecto a los derechos de minorías. Pero desde mi perspectiva, considero que este gobierno permitiría la inclusión de ideas mucho más interesantes y de mayor importancia para el desarrollo de México. De esto se derivan algunos puntos que me parecen  sobresalientes y en los que encuentro mayor coincidencia y bases para votar por él:

  • Primero, no pretende basar su programa económico en las reformas estructurales que, como he señalado arriba y antes, no son la panacea a los problemas económicos de este país.
  • El diagnóstico de AMLO es más acertado: la desigualdad y la pobreza de este país son preocupantes[1]
  • El tema de ayuda a adultos mayores –criticado por ser ‘populista’- se replica en las propuestas de otros de los candidatos. Evidenciando el éxito de este programa.
  • La conducción de la política económica, con mayor inclusión del Estado, resulta muy importante: la inversión pública, por ejemplo, es indispensable para que este país crezca más rápido.
  • Ha puesto a la política social como relevante para superar los problemas de pobreza y desigualdad.
  • No puedo estar de acuerdo en el tema de la consulta a la población sobre derechos fundamentales de las minorías: matrimonio entre personas del mismo sexo, la despenalización del aborto, legalización de drogas, etc. pero en todo caso, se ha mostrado abierto a incluir estos temas en la agenda, a diferencia de los otros dos candidatos. El Distrito Federal hoy está a la vanguardia de estos temas.
  • AMLO ha mostrado se un hombre honesto, no se le ha podido comprobar enriquecimiento ilícito.
  • Su gabinete me parece muy competente: pueden mejorar sustancialmente lo hecho por otras administraciones.
  • El papel que le da a la inversión en ciencia y tecnología es un ejemplo de que entiende la relevancia de estos temas.
  • Si bien ha mantenido el discurso de tener al sector energético como estratégico, ha dado lugar a que se empiecen a trabajar proyectos para generar energías alternas.
  • Ha revitalizado el tema del papel del mercado interno.

Desde el lado económico, la base del PRI y PAN no difiere mucho: La respuesta para todo se refiere a la falta de reformas estructurales: “hagamos más y seremos de primer mundo” la promesa de la modernidad incumplida. Por tanto, en tema económico no veo gran diferencia entre estos dos partidos: buscan mantener a como de lugar la estabilidad económica y/o lo que se ha denominado “estancamiento estabilizador” ; por el contrario, AMLO se ha pronunciado por buscar alternativas que generen mayor crecimiento económico.

Por estas razones considero votar por AMLO.

David Maldonado


[1] Si bien se argumentará que la pobreza en este sexenio aumentó debido a una crisis “externa” solo deja ver la miopía de los hacedores de política económica y su poca imaginación para responder a las necesidades: un catarro se convirtió en una caída de mas del 6% en el producto.

Anuncios

2 comments

  1. Muy respetable david, tu corazónsito late del lado izquierdo. Sin duda AMLOve lo mas rescatable no creo que sea su política económica (mayor participación estatal, entiéndase como mayor inversión publica, entiéndase endeudamiento, cuando por ley de responsabilidad hacendaría el gobierno federal bo puede endeudarse mas del 2% del PIB) sino si no su gabinete. Intelectuales y doctos en varios campos de la vida cultural del país. Y otra cosa, no se le ha comprobado enriquecimiento ilícito, pero en el GDF gano tan bien que le ha alcanzado para vivir 6 años sin un trabajo (entiéndase sueldo honradamente ganado)!!! En fin, muy buena idea la de revelar tus preferencias. Cual microeconomista que eres

    1. Que bueno que participas, Ari. Por cierto, ahí mismo pongo un enlace para ver mi posición sobre su política económica y coincido contigo, por ley AMLO tiene impedimentos para convertirse en el “peligro” que tanto se pregona.

      Saludos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s